En inmediaciones del Rio Caquetá en el límite del departamento que lleva el nombre de su afluente y Amazonas, se encuentra un pequeño poblado, inspección de Solano, que es considerado así, pero es más significativo reconocerlo como territorio ancestral bautizado por una deidad con fascinación por la naturaleza que le otorgó el sonoro seudónimo de “Araracuara”.

09

Por lo que sabemos por cortesía de Satena, que ha hecho inmersión en territorio, la disonante denominación traduce ´Hogar o nido de las guacamayas´. Este hermoso corregimiento departamental es el hogar de una de las etnias madre de nuestro país, los Uitoto o murui-muinan, y su urbe está compuesta por alrededor de 70 familias pertenecientes a la comunidad.

Sus moradores dominan la variación lingüística Nipode o Muiname, que traduce gente de oriente, y es propia de los Uitoto asentados en la frontera con Perú y cerca a Araracuara; existen otras dos diferenciaciones del lenguaje para esta comunidad, los dialectos Minika o Meneca y Bue que han mutado por la incidencia de su colocación geográfica.

En la historia…

La comunidad que habita un territorio inmerso en la selva amazónica Colombiana, se hizo visible hace relativamente poco, el tiempo y las mutaciones sociales y económicas que ha generado los procesos evolutivos parecen no pasar muy cerca de Araracuara, pero en algunas épocas han incidido en ellas.

Los Uitoto han supervivido a sangrientos momentos de la historia, como la fiebre de explotación del caucho que surgió entre 1879 y 1912 por el látex de árboles de gran tamaño, nativos de la región amazónica, que afecto a los 5 países que esta atraviesa, y como consecuencia causó genocidios que amenazaron la existencia de la población.

Pero de estos hechos solo tenemos algunas noticias y datos aislados, así como de la Colonia Penal y Agrícola del Sur proyectada por Enrique Olaya Herrera en 1935 como una de las tres cárceles de máxima seguridad junto con Gorgona y Malpelo, e inaugurada en 1937 por Alfonso López Pumarejo, además de la creación de una extinta Corporación denominada también Araracuara y financiada por holandeses en pro del desarrollo científico de la zona.

Sin embargo el papel protagónico no se lo llevan estos sucesos, quien siempre queda y debe quedar con los créditos es su imponente escenario; su riqueza en fauna y flora, su diversidad de especies endémicas como aves, ranas, roedores, monos y serpientes, y sus majestuosos caudales  ensalzan la diversidad y merecen espectadores de primera, como sus anfitriones; visitantes que lleguen motivados por encantarse con cada milla de nuestro país y sean conscientes de la importancia que tiene Araracuara en la conservación natural y la preservación de nuestra memoria étnica y cultural en el territorio.

Si estás interesado en conocer este destino ¡Con Plan de compra puedes llegar! Solo debes estar pendiente de las rutas en #PROMO en: https://www.plandecompra.com/Tiquetes-aereos